jueves, 7 de febrero de 2013

Amanece, que no es poco ^^



Hoy estoy feliz.  No se ha arreglado el mundo ni creo que viva suficiente para verlo algún día en condiciones pero estoy happy porque los días son más largos ^^ No puedo evitarlo, soy un animalucho como otro cualquiera y la promesa de la primavera despierta mis instintos primarios.  ¿Podré ponerme pronto mi camisa y chaleco nuevos y dejar guardados en el armario estos jerseis tan gordotes y tan poco sexies?

Pero mi felicidad viene incentivada también por mi fiesta preferida del año: CARNAVAL.  Aunque me he pasado toda la semana confeccionando el disfraz de mi hijo y el mío está a medio acabar =(  Cada año lo mismo, venga a currar cosiendo o inventando para unas pocas horas de exhibicionismo gratificante.  No obstante, este disfraz de pirata ha de servirme para otras ocasiones, oh, sí, se trata de un disfraz de luxe que ni en tiendas de alquiler se podría encontrar algo tan auténtico.  Precisamente el otro día estuve curioseando en una y he de decir que pecan por su falta de rigor histórico.  Ya sé que la gente cuando se disfraza no busca eso pero una es rolera y detallista.  Cuando me preguntan por un traje de dama medieval, en seguida pregunto el siglo.  Ah, es que no es lo mismo una señora del s. XII que del XIV, vamos, nada que ver, y si entramos en el Renacimiento entonces ni por puro asomo se parecen.  El siglo XVIII también tiene sus pijerías.  Por ejemplo, mi pirata es de la época de Jezzabel, el 1714, que dista un poco bastante de la moda de finales de siglo.  Aunque como me interesa también que el traje luzca con cierta elegancia, me salto un poquito lo que sería el patrón original de una casaca de aquellos años y lo hago más entallado, más como décadas posteriores.

En fin, pero todo esto está en mi cabeza porque, como ya he explicado, no lo tengo todavía confeccionado, sólo cortado, y podrían haber sorpresas del tipo... "argh, vaya pintas!!".  Tengo fe en mi capacidad improvisadora, misteriosamente no falla nunca cuando se trata de disfraces, es un sexto sentido para acabar  consiguiendo el efecto deseado.  También puede pasar que no llegue a tiempo, me veo hasta el último segundo con la aguja y el hilo ¬_¬

Fotos pronto ^^

----

2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Primero acabar el disfraz. Madre mía que no llego y eso que hasta el domingo no lo luciré. Supongo que para la calle, me vestiré una versión más modesta del traje, mientras que para las fotos y eventos especiales, tendré que sacar todo el arsenal, jujuju.

      Eliminar