martes, 24 de enero de 2012

Aaaaahhhhhhhhhhhhhhh!!!!


¬¬ Este mediodía, cuando he llegado a casa, no tenía agua.

Vale, que no cunda el pánico, tengo los contadores a tres pasos. Uno, dos, tres... El grifo de entrada parece cerrado, lo abro... nada, sigo sin agua... pero... pero... que coj... ¿Dónde está mi contador? Aaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhh!!!!!

Uno de los paletas que están con las obras del ascensor se ha apiadado de mi confusión y me ha explicado que esta mañana había venido un técnico de la compañía a mirar los contadores. "A mí una vez me cerraron el agua por no pagar"- me dice. No es mi caso, yo lo pago todo, por eso no tengo dinero, snif. Basta de cháchara, he llamado a la compañía y les he explicado mi drama. "Se tratará de una inversión de contadores, un error, en seguida avisamos al técnico" - dice la operadora. Vale, vale, pero ¿cuándo, cuándo? "Mañana" ¡¡¡Cuándo!!! Aaaaaahhhhhhhhhh!!!!

Menos mal que hay un grifo comunitario y de ahí puedo llenar cubos de agua. Snif, me siento como esas mujeres humildes del 1900, sólo me falta la falda amplia, el delantal y el moño... y no haber aprendido a leer pero, por lo demás, igualita, llenando cubos de agua en la fuente.

Y a todo esto me ha dado por pensar en cuánta ineptitud que nos rodea. Todo el mundo puede equivocarse pero parece que la tónica dominante es no acertar a la primera. A ver, si yo me esfuerzo por hacer bien mi trabajo y atender correctamente ¿por qué el resto de asalariados y funcionarios no hacen lo mismo? ¿Acaso soy una especie de individuo superdotado o son el resto que van con el moco colgando? ¿Cómo funcionaría el mundo si todo fueran Laras? Eh, eh! Pues funcionaría muy bien aunque sería la primera que buscaría una isla desierta para perderlas de vista.

Quiero que vuelva a salir agua del grifo v_v

------------------

4 comentarios:

  1. Uuu, me quedo con la idea del mundo superpoblado por Laras. ¡Guuaauu! xD

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja, no te gustaría, créeme ;)

    ResponderEliminar
  3. Me hiciste recordar a cuando el barrio en el que vivo era botado, no había agua en las casas ni drenajes, teníamos letrinas y el agua nos llegaba en camiones cisternas, cuando por fin pusieron tuberías había grifos cada dos o tres calles y siempre tocaba hacer una larga cola.
    Tampoco había buses, nos íbamos por el bosque hasta la escuela...
    Dicho así parece malo, pero fue una época que recuerdo con cariño, claro que no me gustaría volver a ella.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buueno, llevaría la situación con más calma si el resto de vecinos sufriera conmigo ^^

      De niña yo también pasé épocas difíciles, no como describes, pero si recuerdo estar duchándome durante un año con agua fría porque no teníamos para arreglar el calentador o lavando a mano porque no había para la lavadora. Mientras mis amigas hablaban de hacerse la permanente, yo frotaba los tejanos en la bañera para no ir hecha una pena al colegio. No digo que fuera una mala época porque a todo se acostumbra una, pero tampoco me gustaría volver... ¡¡tendría todavía menos tiempo para dibujar si tuviera que hacer la colada a mano!!!

      Eliminar