lunes, 20 de febrero de 2012

La Fiesta Pijama (3)

Día 1 - 19 horas

Llevo una hora en la calle con la excusa de comprar la cola en el super. Maldita sea, si abandono ahora, habré perdido meses de trabajo. Hablé con Ana hace un rato por el móvil y no me pareció muy enferma. ¿Me la habrá jugado? ¿Por qué motivo? Valor, voy a subir, siempre puedo inventarme la excusa de la regla para largarme e irme a dormir a casa si las cosas empiezan a ponerse feas.

La puerta está abierta.

- Olivia, cierra la puerta, estamos aquí en el salón.

Ya lo creo que están. En bragas y sujetador probándose ropa.

- ¿Del mercadillo? Pues me encanta - dice Desi. Personalmente no creo que un jersey de red sea su estilo, le quita elegancia.
- Además no tiene talla, seguro que también le cabe a Carmen - sujetos A y D ríen malévolas, será la envidia de las planas.
- Bah, con el tipo de Carmen no habría quien me pusiera freno, ya me gustaría. Luego le decimos que se pruebe este corsé de los chinos, seguro que lo luce - sujeto B sale en defensa -. Olivia ¿te gustan las lentejuelas?
- Eh, no, yo estoy bien así, gracias, jeje. Voy al lavabo... ¿es por aquí? Ajá, gracias.

La luz encendida, qué derroche.

- ¡Ah!

¡Mayday! ¡Mayday! ¡Sujeto C en bolas sentada en la taza del water!

- Uy, perdona, es que como aquí nos tenemos todas mucha confianza... ¿Te molesta?

Respira, respira... La desnudez es algo natural, no hay por qué asustarse.

- No, no, tranquila... - y me acerco al lavamanos haciendo que me retoco el cabello mientras espero que acabe. A través del espejo puedo verla con sus dos... menudas dos, nunca he estado con una chica que las tuviera así de grandes, son como las de una actriz porno sólo que no tan bien puestas.
- Vengo directamente del curro y no me ha dado tiempo a ducharme.
- ¿Ah, sí? ¿De qué trabajas?
- Soy auxiliar de enfermería en el Hospital Clínic.
- Parece duro - para duro yo.
- Sí, pero me gusta y gano suficiente para mantenerme.

Se calla unos momentos, tal vez trata de concentrarse. Y mientras ella se centra en lo suyo, yo intento descentrarme y no pensar en nada.

Pssss psssssssss

No puedo evitarlo. Me pongo disimuladamente de puntillas para verla mejor. Dios... con las piernas así abiertas se lo veo todo.

Psssss psssssss pssssss

Metería la mano debajo y chof-chof y luego se lo agarraría todo y … Se limpia, se levanta, tira de la cadena y se mete en la ducha. Ahora me toca a mí. Tal vez sea un mito urbano pero he oído que hay hombres que mean sentados. No conseguiría hacerlo sentado ni de pie tal y como está el asunto pero me siento para no resultar sospechoso. Así, apretada contra el estómago y con la blusa encima. A ver si baja. Está tibio el asiento... es el calor de su culito... Mira que si ahora se asoma se va a llevar un buen susto. Tal vez le guste y salga a probarla con la boca... Mmm... toda tuya, nena... Voy a tener que descargar si quiero salir de ésta. El ruido de la ducha, papel a mano, si lo hago con cuidado no se dará cuenta.

- ¡Buf!
- ¿Decías algo, Olivia?
- ¿Eh? No, ejem, que si vives sola.
- Comparto piso con una amiga - sí, sí, amiga, seguro que las muy guarrillas se desahogan juntas y se van turnando los ligues. Aquí hay palote para las dos...
- ¡Buf!
- ¿Estás haciendo algo más serio?
- ¿Cómo?
- Me sabe mal haberte metido en un apuro. Tú tranquila, aunque huela , por mí no te preocupes.
- No, no... Esto... ¿Y cómo haces para traerte chicos a casa? ¿No le molesta a tu amiga?
- No quiero una relación en estos momentos.
- Ah, claro, mejor sólo sexo.
- No, tampoco. Estoy intentando aprender a estar sola.
- No lo entiendo, con lo bue... con el tipo que tienes no te deben faltar hombres.
- Todavía no he superado mi anterior relación. Fue difícil, tenía una fuerte dependencia hacia él. Follaba muy bien ¿sabes? Podíamos estarnos toda la noche, era algo increíble - estuvo liada con Supermán, mal lo tenemos.
- ¿Qué pasó? ¿Se acabó el amor? - se le agotaron las pilas.
- Le dejé yo, no era bueno para mí.
- ¿Infiel? - dejó de contar con su pareja para montarse los tríos.
- …. - no habla, tal vez he sido indiscreto -. Me trataba mal.
- .... - no quería que bajara... ha bajado de golpe, qué mal rollo -. Vaya, yo... lo siento...
- ¿Tú? ¿Por qué? No has hecho nada. Si acaso la culpa sería mía por haber dejado que llegara tan lejos. Ahora, poco a poco, voy recuperando la autoestima pero todavía no me siento preparada para estar con alguien. Me aterra que vuelva a pasar.

¿Y cómo le contestó yo a eso? Anda, Olivia, mea y calla que está visto que en la vida real no pasa como en las pelis porno.

- Ya salgo, vigila no vaya a mojarte.
- Espera, salgo yo, he acabado.

Se asoma justo cuando estaba subiéndome las bragas. Por poco.

- Oye, son buenas chicas, no te asustes con sus comentarios. Sobretodo ella, que ya he visto como te mira. No pasa nada, que le gusten las mujeres no significa que le gustemos todas, jeje.
- Jeje, sí, gracias.

¿Ella? Efectivamente hay una lesbiana en el grupo, mis anotaciones preliminares no iban tan desacertadas. En cualquier caso:

Sujeto C - promiscua .

------------------------

4 comentarios:

  1. Día 1?
    Pues cuanto tiempo se va a quedar?
    No creo que vaya poder durar más de un par de horas, especialmente con esas fantasías que se manda.
    Sujeto C lesbiana, creo que intentara ligar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En teoría debería quedarse a dormir xDD Pero el sujeto C está fuera de servicio, eliminado para una posible noche de acción. ¿Quien será el elemento lesbiano?

      Eliminar
  2. Con tanta profundidad psicológica no sé si los lectores varones se van a poder concentrar llegado el momento xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, pobres lectores varones, no sé cómo todavía me siguen con lo poco que los tengo en cuenta xD Llegará pronto, el momento, al fin y al cabo soy la primera que me aburro sin candela.

      Eliminar